Subscribe to NFCC RSS Feed View NFCC on You Tube Follow NFCC on Twitter Follow NFCC on Facebook NFCC Financial Education Blog
Recomendaciones para Consumidores



Búsqueda del Sitio

Recomendaciones para Prevenir una Parálisis Causada por las Deudas

Hay muchos estadounidenses que se están ahogando en sus propias deudas, este hecho puede atribuirse a varios factores entre los que se incluyen el uso excesivo del crédito, los gastos inesperados, una reducción de ingresos, la pérdida del trabajo, o una enfermedad o un accidente imprevisto. Aunque hay algunos estadounidenses que están preparados para enfrentar lo inevitable, hay otros que muchas veces son sorprendidos con las defensas bajas por el agobiante endeudamiento que parece haber paralizado a los consumidores estadounidenses.

La Fundación Nacional para el Asesoramiento Crediticio (NFCC) ofrece algunas recomendaciones básicas para prevenir una parálisis causada por las deudas:
  • NO le esconda sus compras a su familia. Si no es sincero respecto de sus gastos, no solamente tendrá problemas financieros sino que también puede tensionar sus relaciones personales. Lo mejor es actuar de manera honesta porque muchas veces su situación financiera también afecta a los demás.
  • NO solicite tarjetas de crédito nuevas sencillamente porque llegó al límite del crédito de las que ya tenía. Cuando el monto de sus deudas con las tarjetas está llegando al límite, es el momento de pagar lo que debe y ajustar sus hábitos de gasto - y no de solicitar nuevas tarjetas. Pedir que le aumenten el límite de crédito o abrir nuevas líneas de crédito puede ser más perjudicial que beneficioso. Estas situaciones sólo sirven para enmascarar los problemas financieros subyacentes.
  • NO empiece a gastar con la tarjeta cuando se le termine el dinero. Si se queda sin dinero después de pagar sus facturas, es posible que se esté metiendo en problemas. Si usted no tiene el dinero disponible, no es buena idea depender rutinariamente de su tarjeta para pagar sus gastos de sustento. Como regla general, usted no debería gastar con su tarjeta de crédito ni a préstamo más del 20 por ciento de sus ingresos netos, y esto comprende la cuota de pago de su auto.
  • PAGUE un monto superior al pago mínimo de la tarjeta de crédito. La NFCC recomienda pagar por lo menos el doble del monto del pago mínimo requerido. Hay muchas tarjetas que aplican tasas de interés altas y si usted sólo paga el monto mínimo, terminará pagando más intereses y extenderá su período de endeudamiento. Si usted no puede pagar un monto superior al pago mínimo, indudablemente se izó la bandera roja de alerta.
  • REDUZCA sus gastos en todo lo posible. Busque recursos de esparcimiento y diversión gratuitos o de bajo costo y recorte sus gastos cotidianos. Por ejemplo, considere llevarse una vianda con el almuerzo al trabajo, reemplace sus salidas al cine alquilando videos, o visite la biblioteca local para conseguir los libros y revistas de reciente publicación. Hacer pequeñas reducciones en sus gastos diarios le reportará rápidamente un gran ahorro. ¡Si usted recorta $5 de sus gastos diarios, acumulará más de $1,800 durante el transcurso de un año!
  • TRATE sus problemas con sus acreedores. Si tiene problemas para pagar sus deudas, comuníquese con el acreedor inmediatamente y explíquele la situación. A menudo, los acreedores tratarán de encontrar una solución para establecer un acuerdo de pago alternativo.
  • BUSQUE la ayuda de un asesor crediticio. Si no ha podido resolver sus problemas financieros por su cuenta, considere la posibilidad de recurrir a un asesor crediticio certificado de la NFCC para elaborar un plan que le permita vivir de acuerdo a sus medios, un plan que lo ayude a presupuestar su dinero y repagar sus deudas. Una agencia miembro de la NFCC puede personalizar un plan de gasto que se adapte a su estilo de vida. Hay escapatoria. Para encontrar la forma de salir del túnel financiero, comuníquese con una agencia miembro de la NFCC cercana a su domicilio llamando al 1-800-388-2227, o en www.nfcc.org